Domingo, 30 de mayo de 2010
El primer Catálogo Gallego de Especies Amenazadas enumera hasta 400 plantas y animales que requerirán en el futuro de una "protección especial" para garantizar su supervivencia.
La Consellería de Medio Ambiente ha declarado en peligro de extinción 59 especies de la flora y la fauna de Galicia, un grupo del que la Xunta advierte que "su supervivencia resulta poco probable a corto plazo, si persiste la situación actual". Esta lista recoge sólo los nombres en rojo de las 400 especies que el Gobierno gallego considera que necesitan una "protección especial" y que ha incluido en el primer borrador del Catálogo Gallego de Especies Amenazadas.

El arao, el oso pardo, la ballena jorobada o el urogallo son algunas de las especies en peligro de extinción más reconocibles. Junto a ellas, aparecen dos variedades de libélulas, el cangrejo autóctono y plantas como la hierba de enamorar, el lirio de monte o el pampillo. En total, 59 nombres: 42 de vegetales, tres de invertebrados y 14 de vertebrados.

En un segundo nivel de riesgo, la Consellería de Medio Ambiente cita a otras 95 "especies vulnerables", que corren el riesgo de entrar en el grupo de "en peligro de extinción, si no se corrigen los factores adversos" a su supervivencia. En este apartado aparecen la rana patilarga, dos especies de salamandras, ocho de reptiles, una veintena de aves (incluidas algunas rapaces como el águila real), ocho tipos de murciélagos, mamíferos como la marsopa, el desmán o el delfín mular, y medio centenar de especies vegetales, entre ellas, el narciso, la hierba de oro o la flor de San José.

El catálogo lo completan las especies de "interés especial", 247 variedades con mejores perspectivas de futuro que las anteriores, que conforman una muestra de la biodiversidad de la comunidad y que precisan de una atención especial para asegurar su conservación.

Las especies que figuren en la versión definitiva del catálogo merecerán una protección especial por parte de la Administración autonómica, que se ocupará de intensificar la lucha contra el tráfico ilegal, de prevenir los robos de nidos y de evitar cualquier tipo de iniciativa que represente una amenaza. Este documento servirá también de base para trabajar en la elaboración de planes específicos de recuperación que permitan garantizar la supervivencia de las poblaciones más diezmadas.

Al tiempo que se trabaja en la elaboración de este censo de flora y fauna, la Consellería de Medio Ambiente impulsará también un catálogo de árboles autóctonos destacados, en el que se incluirán ejemplares considerados valiosos, bien porque presenten propiedades biológicas extraordinaria o porque alberguen un rico significado simbólico o cultural. http://www.bajoelagua.com/articulos/vida-marina/721.htm

Publicado por a333 @ 13:54  | de naturismo, naturaleza
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios